Cultura Organizacional: 10 atributos para considerarla sólida.

Cultura Organizacional: 10 atributos para considerarla sólida.

10 Atributos para considerar una Cultura Organizacional Sólida

Cuando conversas con dueños o gerentes de empresas, la gran mayoría de ellos suelen coincidir que una de sus prioridades principales es su cultura organizacional.

A diferencia de los entornos físicostecnológicos, el entorno cultural no es algo que puedas ver, probar, tocar o respirar. Este es el único entorno que debes sentir.

Ese “sentimiento es el hueco en el estómago cuando es lunes y no quieres ir a trabajar, o la emoción que sientes cuando no puedes esperar para regresar a la oficina. En pocas palabras, la cultura organizacional es la “vibra” de tu organización y las acciones que se toman para crear esa “vibra” o sentimiento.

La cultura organizacional determina cómo se trata a los empleados, como se crean los productos o servicios, como se establecen las asociaciones e incluso cómo los empleados  realizan su trabajo. Sin embargo, lo que es fascinante de la cultura organizacional es que siempre existe, sin importar si la organización se da cuenta o decide crearla.

Un entorno tecnológico no existe sin las cosas que la organización implementa. Un entorno físico no existe a menos que la organización lo cree o lo diseñe. Pero la cultura organizacional es como el aire: está alrededor de todos los empleados que trabajan allí, aunque no siempre estén conscientes de ello. Por eso es tan crucial crear y diseñar una cultura organizacional en lugar de sólo dejarla existir.

Entonces, ¿cómo es que se ve realmente la cultural organizacional?

Hay 10 atributos en los que la organización debe centrarse para crear una cultura organizacional:

1. La empresa es vista de manera positiva.

Al igual que cuando traes a casa a tu nivi@ para conocer a la familia por primera vez y deseas obtener su aprobación, los empleados quieren sentirse bien con la compañía para la que trabajan. Los empleados deben sentirse orgullosos de trabajar para una organización porque tiene una buena reputación en la industria y en la comunidad.

2. Todos se sienten valorados.

Los empleados quieren sentirse valorados en el trabajo, esto abarca muchas categorías. Significa que se aprecia su trabajo, se nota su presencia, se escuchan sus ideas y se les compensa adecuadamente por el trabajo que realizan.

3. Sentido de propósito.

Cuando los empleados tienen un verdadero sentido de propósito, se sienten conectados con la organización y es más probable que hagan su mejor trabajo porque así lo desean, no solo porque lo tienen que hacer. Los empleados y empleadores deben trabajar juntos para desarrollar un sentido de propósito que motive a todos a hacer su mejor esfuerzo.

4. Los empleados se sienten como parte de un equipo.

El trabajo es un deporte de equipo, y las mejores organizaciones permiten que sus empleados formen parte de varios equipos diferentes. Podría ser geográficamente o dentro de un departamento o un grupo de personas encargadas de resolver un determinado problema. Los equipos son dinámicos y fluidos y va mas allá de lo que se puede poner en un organigrama.

5. La organización cree en la diversidad y la inclusión.

Diversas organizaciones reúnen a personas de todo tipo de orígenes, religiones, razas, orientaciones sexuales y generaciones y las mezclan para trabajar bien juntas. En un entorno inclusivo, los empleados son libres de ser ellos mismos y compartir sus puntos de vista únicos.

6. Las referencias laborales provienen de los propios empleados.

Cuando encontramos algo bueno, no importa si es un restaurante o una película,  queremos compartirlo de manera natural con los demás. Lo mismo debería ser cierto en el lugar de trabajo: si es un buen lugar para trabajar, los empleados deberían querer compartirlo con otros y referir a sus compañeros de clase, amigos y familiares para que trabajen allí también.

7. Oportunidades para aprender cosas nuevas y recursos para hacerlo y avanzar.

Uno de los peores sentimientos para un empleado es que están estancados en su trabajo, sin nada nuevo que aprender ni a dónde ir. Los programas de desarrollo, la capacitación y las nuevas tecnologías, pueden animar a los empleados a aprender algo nuevo y mantenerlos comprometidos y avanzando.

8. Justicia Laboral

Pueden surgir situaciones complicadas en el trabajo, pero las mejores organizaciones tratan a sus empleados de manera justa. Eso significa que no hay sesgos hacia ciertas ideas o tipos de personas, y eso lo notan las personas.

9. Los ejecutivos y gerentes son coaches y mentores.

Los días de los jefes sentados en la parte superior de la organización mirando a los empleados han quedado atrás. Hoy en día, los ejecutivos y gerentes están en el campo, interactuando con sus equipos para alentarlos y guiarlos en sus trabajos y carreras.

10. Bienestar

Los empleados no pueden concentrarse en el trabajo si no están cuidando de su salud física y mental. Las organizaciones con visión de futuro se dan cuenta de que el bienestar está conectado con el desempeño laboral, y brindan formas para que los empleados mejoren su salud en el trabajo y en el hogar.

Al centrarse en estos elementos, las organizaciones pueden crear de manera activa culturas organizacionales sólidas que representan sus valores y hacen de su empresa un lugar ideal para sus empleados y clientes.

Autor: Jacob Morgan, The Future Organization

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s